Tarro de queso puro de oveja con aceite de oliva virgen extra

6,24

Si quieras darle un pequeño placer al paladar, solo tienes que abrir este tarro de queso puro de oveja madurado de forma totalmente artesanal. Al estar bañado en aceite de oliva, mantiene todas sus propiedades naturales intactas y conserva su sabor intenso y limpio.

Categoría:

Descripción

Con una textura granulada y aroma embriagador, el queso de oveja se puede degustar de muchas maneras, y en todas encontrarás matices diferentes y únicos en la boca. Es, por supuesto, el acompañante perfecto para el pan calentado en horno de leña.

Solo, acompañado de jamón ibérico o embutidos o formando parte en los canapés y aperitivos más selectos.

Descubre en la tienda online de Simón Martín esta crema para untar de queso de oveja madurado en aceite de oliva. Uno de los mayores tesoros gastronómicos que nos regala la tierra.

Origen: Valladolid
Tipo de leche: Cruda de oveja
Tipo de elaboración: Se pica el queso sin corteza empleando una picadora, se bate añade aceite y se introduce en
los tarros, hasta el peso deseado.
Cuajo: Cuajo animal de lechazo
Tipo de familia: Curado de pasta prensada, no cocida, corteza enmohecida/lavada
Curación: Entre tres y cinco meses.

Presentación
Formato: Se comercializa en tarros de vidrio identificados individualmente. Cierre meditante tapa metálica.

Características Sensoriales
Su sabor es fuerte característico del queso de leche cruda y al aceite de oliva. Su olor es el aroma característico a aceite de oliva.